11 de julio de 2017

Crónica: Tuska Open Air 2017 - Sábado (2/3)

Tras un primer día agotador con muchas bandas imperdibles en el cartel -Wintersun, Devin Townsend Project, Mahem- nos disponemos a hincar el diente al sábado, sin excepción el día de más éxito del festival y para este Tuska Open Air 2017 un vendido total que culminó con la actuación de un mítico que se retira: HIM.

Fecha: Viernes 30 de junio a domingo 2 de julio de 2017
Lugar: Helsinki, Finlandia
Fotografías: Mar Cuchillo


Tres clásicos consolidados


Impaled Nazarene y Mokoma


Dolidos por no haber podido ver la actuación de Lik y por los estragos del viernes, la primera banda a la que asistimos es bastante conocida por el público finlandés. Hacía tiempo que no veíamos a Impaled Nazarene en Tuska, una formación black bastante polémica debido las letras e ideas de Mika "Slutti666" Luttinen, que para la ocasión llevaba un 666 en la frente. Sin duda una formación ideal para el Inferno Stage -especialmente en el año en el que el espíritu de Suomi Finland Perkele volvía- aunque ésta vez tomaban el escenario principal. Habituales, nuevas y rarezas -¡Ese I'm the Killer of Trolls con intro incluída!-, en el círculo podían verse tipos de lo más variopintos. Impaled tienen poco de underground aunque no llegan al mainstream de Mokoma, otra banda que repite prácticamente en todos los festivales del país y que hace poco vimos por Suvilahti. Nos quedamos tras las vallas y disfrutamos desde el bar de alguno de los más de diez temas que interpretaban en su idioma natal. El sonido no era bueno, pero mientras disfrutábamos de una botella de vino barato: 36€, el precio que hay que pagar por tomarse una botella en mitad de un festival.



Lost Society

¡IMPARABLES! Así son Lost Society, si seguís Estereozine ya sabéis que nos encantan, y es que aunque estos chicos vayan creciendo -ojo, que siguen rozando la veintena- no han perdido ni un ápice de su fuerza sobre el escenario. Un nuevo clásico con un setlist que fue más bien corto, pero mereció la pena. Y es que aunque los pogos finlandeses no sean muy brutales sí que lograron levantar bastante polvo con temas como el "Braindead". "Terror Hungry", "I Am the Antidote", "Riot"... Quedí tiempo hasta para volver a sentar al público y cantar el cumpleaños feliz al mismísimo festival. Geniales.


Frío y humedad en Suvilahti


Soilwork y Electric Wizard

La fama de Björn "Speed" Strid es de sobra conocida, y merecida, porque el líder de Soilwork volvió a bordar el trabajo de frontman y vocalista sorprendiendo con sus registros y calidad pero también con esa forma que tiene de levantar al público. Su concierto fue un sinparar que repasó lo mejor de la banda, desde temas de su última etapa hasta clásicos de cuando iniciaron como "Bastard Chain" o la propia "The Chainheart Machine". Los suecos han envejecido muy bien y han sabido adaptarse a los tiempos que corren sin olvidar su época más dura.


Una auténtica lástima que el sonido de Electric Wizard en el escenario carpa no fuera ni mucho menos bueno. Los riffs de Liz Buckingham y cía. no sonaban todo lo secos que debían aunque hay que admitir que la actitud de estas leyendas del doom stoner sí fue destacable. Hasta siete temas que fueron desde el "Witchcult Today" con el que abrían hasta la genial "Funeralopolis" del cierre.

Música 100% suomi y final de sábado por todo lo alto


Amorphis


Un must y a la vez un clásico en los festivales de verano del país. Con su característico toque melancólico siempre nos trasladan a los mundos del Kalevala guiados por las impresionantes guturales y melódicas de Tomi Joutsen y su micrófono steampunk. Es indudable que estamos ante un gran cantante con una excelente técnica vocal y también que Amorphis son una de las pocas formaciones que siempre suenan 100% suomi.

Triptykon


Más frío, doom y agonía en el Väkevä y su carpa, adornado por varios crucifijos invertidos símbolo de que Triptykon iban a hacer su puesta en escena. Doom. Death. Black. Gothic. Hay que estar de humor para escuchar a Tom G. Warrior y una formación que con sólo dos trabajos ha demostrado ser una de las más interesantes del metal extremo moderno. Sin embargo el set estuvo dominado por temas de Celtic Frost, algo que parecía convencer a Tuska.

HIM


El hightlight de este 20 aniversario fueron sin duda los locales HIM -con permiso de Apocalyptica, que dejamos para mañana- ofreciendo un concierto para cerrar la segunda jornada que estaba totalmente sold-out y convenciendo tanto a fans de la banda como a los curiosos que querían ver el bolo. Para estos últimos, entre los que nos encontramos, la sorpresa fue aún mayor, y es que los clásicos de la banda sonaban realmente bien en nuestros oídos. Dos horas de concierto que se hicieron cortas y que culminaban con un festival de fuegos artificiales, con el "Rebel Yell" de Billy Idol y con "When Love and Death Embrace". Ville y los suyos se despiden con ésta gira y lo hacen por todo lo alto.

No hay comentarios:

Publicar un comentario