7 de octubre de 2015

Crónica: Taake en Madrid (Caracol, 6 de octubre de 2015)

Puro black metal en Madrid inaugurando la temporada de otoño. Taake por primera vez en España es una cosa que no se puede disfrutar todos los días, y aprovechando su paso por Madrid y siendo seguidores del proyecto desde hace años no podíamos perdérnoslo. Tres invitados de lujo completaban un bolo puramente noruego que os contamos a continuación.


Dominanz


Llegando a eso de las 19.30 nos encontramos con Dominanz arrancando y con cuatro gatos en la sala. Presentando su black metal industrial con un sonido que no le hacía justicia a sus dos álbumes de estudio, en ocasiones sonaban similares a los suecos Naglfar. Su última propuesta, Noxious (2014), cuenta con varias colaboraciones como la de Abbath y les está abriendo bastantes puertas, aunque en este caso eran claramente el último plato.


Los nuevos guitarristas de la banda son españoles, y como anécdota, contar que uno de ellos tuvo bastantes problemas con su largo pelo, que no dejaba de engancharse al micro o a la propia guitarra. No hay mucho más que decir, el público tampoco estaba muy entusiasmado pero no lo hicieron nada mal.

Orkan



Con una puesta en escena que comenzaba con el cantante completamente doblado hacia adelante, encorvado intentando hacer guturales y moviéndose así de un lado a otro, el sonido empezaba mal pero más tarde mejoraba. Tras un primer tema donde las voces se juntaban con el sonido en una nube no muy distinguible, Orkan metían caña con su híbrido entre black y thrash y el público empezaba a moverse. Una actuación no puede ser mala cuando te entran ganas de escuchar su discografía.

The 3rd Attempt



La sala comenzaba a tomar forma. Noruegos pero con cantante catalán, The 3rd Attempt cuentan en sus filas con formers de referentes en el black noruego como Carpathian Forest o incluso Emperor. Con un único álbum a presentar (Born in Thorns, 2015) la banda saltaba al escenario con una actitud desafiante y un Ødemark que parecía más centrado en hacerse con el público provocándolo -¡Vamos Madrid! ¡Estáis dormidos, coño!- que haciendo su trabajo. Tras un par te temas se dejaba de tonterías y de guturales tipo Cradle of Filth para ofrecer un espectáculo más propio de una banda de black noruego: Alambre de espino, navaja y una sangre que acababa con la venda de la mano teñida de rojo. Todo muy duro y muy trve, y finalmente calentando el show con estribillos en canciones como "Sons of the Winter".

Taake



Mucho humo y un público completamente entregado daban paso a Taake, que se dejaban ver por la Caracol 15 minutos antes de lo previsto. Hoest, ataviado con su clásica chupa de cuero y unas barbas al más puro estilo hipster, no dejó de moverse por el escenario haciendo sus característicos gestos de manos entre trago y trago. Se echó de menos ver la bandera noruega en su hebilla del cinturón aunque el público ya mostraba alguna en las primeras filas. Éste era el realtrve deal y aunque la voz y una de las guitarras comenzaban algo por debajo del nivel esperado el sonido era infinitamente superior al de los artistas invitados. La pega es que tal vez estaba tan alto que al querer poner las voces al mismo nivel no se oía todo lo bien que nos hubiera gustado.

A la mitad del bolo y sin que el guitarra se hubiera movido del sitio, Hoest se quitaba la cruzada para dejar al descubierto sus tatuajes, entre los que destacaba una anticruz que mostraba orgullo enroscando sus manos detrás de la cabeza. La tercera parte de Hordaland doedskva (2005) fue sin duda uno de los momentos más fuertes junto con "Myr" (Noregs Vaapen, 2011) cuando sacaron el banjo. Puro black metal noruego, y como en el resto de actuaciones, no hubo vises, pero de nuevo nos fuimos contentos de la Caracol.


Taake y sus invitados dieron un concierto intenso donde los haya, y aunque nos quedamos satisfechos con los visto y sin duda repetiríamos, es mejor ir a sus dominios. Como fanático que soy, al verlos en Bergen hace 7 años lo disfruté más, aunque por supuesto hay que tener en cuenta todos los factores, incluyendo una sala más pequeña en su ciudad de origen.

En Spotify: Taake, The 3rd Attempt, Orkan, Dominanz

2 comentarios:

  1. Gran crónica y brutales Taake, esperemos como dijo Hoest al final de la actuación que no pasen tantos años para que vuelvan a España.

    ResponderEliminar