1 de julio de 2015

Crónica: Tuska Open Air 2015 - Sábado (2/3)

La primera jornada de Tuska Open Air 2015 incluyó grandes momentos y muchas bandas punteras: Lamb of God, Exodus o Sabatón. El sábado pintaba sin embargo aún mejor, y es que desde primera hora del día disfrutábamos de uno de los mejores bolos de todo el festival. Desde Estocolmo, Suecia...


Viernes 26 de junio

Sábado 27 de junio

Domingo 28 de junio

Bloodbath



¡Bloodbath! Tercera etapa para los suecos (y ahora también británicos), y momento para este homenaje al death metal que se ha convertido en una de las bandas más representativas del género. Parece mentira que uno de los grupos más interesantes del festival abran jornada, y es que ni siquira Nick Holmes podía creerselo. De resaca y llevando unas gafas que el mismísimo Mikael Åkerfeldt le había prestado declaraba Last. Fucking. Time. y comenzaba a escupir el "Let the Stillborn Come to Me" que abre su álbum debut con la banda. Si a alguien le quedaban dudas de que Holmes aún puede cantar, o de si Grand Morbid Funeral es tan bueno como sus predecesores, estas se quedaron bajo ese abrasador sol de la capital de Finlandia y se despejaron con temas como "So You Die", "Cancer of the Soul" o "Eaten". Sin duda una de las actuaciones del año, y aunque nos fastidiara que uno de los grupos más interesantes del festival abriera la jornada del sábado, el hecho de que también sea uno de los más potentes hizo que se nos pasara la resaca y cargáramos las pilas a tope para el resto del día.

Bombus


Salto al Inferno Stage. Desde Gotemburgo, Suecia, Bombus trae un metal hardrockero con pinceladas grunge que realmente funciona. Su The Poet and the Parrot (2013, Century Media) ha sonado mucho en las radios suecas y no nos lo podíamos perder, aunque sinceramente era casi imposible hacerlo: Sus bajos fueron seguramente los más potentes del festival. ¡Fueras donde fueras todo retumbaba!

Ne Obliviscaris



Uno de los grupos más exclusivos del festival. Desde Austrailia la banda es conocida por tocar un metal progresivo al que se incorporan dos vocalistas, añadiendo la etiqueta de extremo como prefijo, y utilizando elementos recurrentes como el violín, el dequehablar de la noche. Muchos se sorprendían aunque nosotros íbamos más con ganas de escuchar a los que iban a devolver el equilibrio al metal progresivo extremo, trayendo de vuelta las composiciones que Opeth han abandonado en sus últimos discos. Aprobado con nota para Ne Obliviscaris pero, sinceramente, el equilibrio sigue ahí, como se confirmaría el domingo.

Loudness



¿Loudness interpretando su clásico álbum Thunder in the East (1985, Atco)? ¿Qué nos hemos perdido? Nada, pero lo cierto es que abrir con los cuatro primeros temas del LP, "Crazy Nights" incluido, fue todo un acierto, y el inicio de un caldeado show en el que los japoneses ganaron nuevos fans. Un total de 8 temas y un bolo que acababa con la conocida "S.D.I.", de su álbum Hurricane Eyes (1987, Atco).

Amorphis


Amorphis giran bastante a menudo, algo normal con una media de más de un disco cada dos años. Lo que no olvidamos es que se hicieron conocidos con LPs como Tales from the Thousand Lakes (1994, Relapse), que interpretaron en su totalidad en Tuska Open Air 2015. El disco es sin duda una de las piedras angulares del death melódico.


Un Tomi Joutsen sin rastas saltaba al escenario ataviado con un martillo de Thor gigante al cuello y nos hacía olvidar que no participó en la grabación del LP, interpretando muy acertadamente todo tipo de voces. La masa de gente que se congregaba para verlos era claramente mayor a la que lo haría el domingo con Stratovarius (que tocarían otro disco clásico), aunque claro, estamos hablando del Radio Rock Stage. Creo que de todos los discos que he visto interpretar enteros en directo, ésta ha sido la mejor experiencia de todas. Tras el disco la cosa incluso mejoraba, ofreciendo varios temas más para cerrar con "My Kantele", tema en honor al clásico instrumento finlandés. Ahora mismo no se me ocurre otro grupo mejor que Amorphis para aunar el metal finés y las tradiciones de éste país llamado Suomi.

Abbath



Abbath, más que Immortal, parecían una cover band que interpretaba canciones de las citadas leyendas del black metal noruego y del proyecto I de los propios Abbath (voz y guitarras) y King (bajo). Está bien, desde la desaparición de Immortal todo el mundo ha estado gimoteando, pero con una propuesta tan interesante como el citado I, ¿Para qué hace falta este Abbath? ¿Estamos efectivamente ante una cover band? ¿Se trata de un cambio de nombre? ¿"Abbath" by Abbath? Nos reservamos la opinión para futuras actuaciones y para el material que (en teoría) van a plasmar en vinilo. De momento tuvimos un adelanto: "Fenrir Hunts". Interesante. Abat!

In Flames


No, no, no. Muchos hemos aprendido a apreciar a la banda más popular de la escena Gothenburg tras sus constantes cambios de tono. Lo hicimos tras Reroute to Remain (2002, Nuclear Blast), y finalmente también con Siren Charms (2014, Epic), aunque en esta ocasión sea para dejarlo sonando de fondo o aceptándolo como música de ascensor. Admitimos que las bandas, como las personas, cambian, pero In Flames no deberían jugar con su pasado para destrozar su legado desde el minuto uno en un concierto, y es que lo que sonó en el Radio Rock Stage no era el "Only for the Weak" que todos conocemos, sino una cover rapeada del mismo. Estamos hablando de un tema ya moderno (2000) con el que In Flames podrían aparecer en cualquier radio comercial, y de hecho lo hicieron. A estas alturas nadie esperaba algo de Lunar Strain o The Jester Race en el set, pero joder, de tirar por otros caminos a querer reescribir una discografía hay un gran paso...


Pataletas aparte, una banda tan veterana no podía defraudar en la ejecución, y la puesta en escena de Anders, Björn y compañía fue digna de los cási 25 años de experiencia que poseen. Espectacular. Paradójicamente los temas más potentes ("Bullet Ride, "Deliver Us", "Cloud Connected", "Drifter") son los que mejor funcionaban y los que hacían a la gente acompañarles hasta el final. Dieciséis canciones y un par de tragos a un lonkero caliente después se cerraba un setlist que terminaba con "My Sweet Shadow" y cuya última media hora estuvo plagada de bostezos Fy fan, Anders, ¿Cómo íbamos a hacer crowdsurfing?

Amoral


Sólo había una opción lógica a elegir tras la jornada del sábado, y es que aunque tocaban fuera del festival, el after party más interesante de la noche era el de Amoral en Virgin Oil Co. La banda presentaba su nueva alineación, la misma de discos anteriores contando ahora con Niko Kallijärvi como segundo vocalista y guitarra. Niko perdía su virginidad con Amoral a la guitarra visiblemente nervioso pero, como siempre, ofreciendo un espectáculo increíble en el que siempre eclipsa a Ari Koivunen, mucho más parado en el escenario y lo que por aquí llamaríamos un "sin sal". Se interpretaron canciones del último Fallen Leaves & Dead Sparrows (2014, Imperial Cassette) pero también viejos clásicos como "Denial 101" o "Mute". Nota alta para el concierto y todas las miradas puestas en lo que puede salir del sexteto a principios del año que viene, sin duda, una nueva etapa para la banda. Podéis ver el concierto entero en YouTube.

No hay comentarios:

Publicar un comentario